¿QUÉ ES UN RESIDUO DE CONSTRUCCIÓN Y DEMOLICIÓN (RCD)? - ARCI
58344
single,single-post,postid-58344,single-format-standard,qode-core-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,arci child-child-ver-1.0.0,arci-ver-1.6, vertical_menu_with_scroll,smooth_scroll,grid_1300,blog_installed,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive

¿QUÉ ES UN RESIDUO DE CONSTRUCCIÓN Y DEMOLICIÓN (RCD)?

El Real Decreto 105/2008, que regula la producción y gestión de este tipo de residuos, los define como cualquier sustancia u objeto que se genere en una obra de construcción o demolición.

 

Los RCD son, por tanto, residuos -de naturaleza  fundamentalmente inerte- generados en:

  1. Nueva construcción, rehabilitación, reparación, remodelación, reforma o demolición de un bien inmueble, tal como un edificio, carretera, puerto, aeropuerto, ferrocarril, canal, presa, instalación deportiva o de ocio, así como cualquier otro análogo de ingeniería civil. Se incluye también la obra menor y reparación domiciliaria
  2. Trabajos que modifiquen la forma o sustancia del terreno o del subsuelo, tales como excavaciones, inyecciones, urbanizaciones u otros análogos.

 

Señalar que se considera inerte a aquel residuo no peligroso que no experimenta transformaciones físicas, químicas o biológicas significativas, no es soluble ni combustible, ni reacciona física ni químicamente ni de ninguna otra manera, no es biodegradable, no afecta negativamente a otras materias con las cuales entra en contacto de forma que pueda dar lugar a contaminación del medio ambiente o perjudicar a la salud humana